Harry de Leeuw

El trabajo de Harry de Leeuw se puede colocar dentro del movimiento del realismo lírico y el uso de la arquitectura y el paisaje como importantes fuentes de inspiración. Mediante el aislamiento de ciertos elementos o el juego con distintas composiciones, se permite a sí mismo acentuar aspectos específicos, como la función de las cosas. De Leeuw siente que el paisaje le otorga un sentimiento de libertad y calma. El agua, las montañas y los árboles así como los lugares abiertos son elementos del paisaje que le atraen y le inspiran. En sus obras, De Leeuw aspira a presentar su historia de una manera perceptible. Haciéndolo, deja suficiente espacio a las emociones, a las historias y a las memorias del espectador.

drielicht ruitjestorencapella

Deja un comentario